LA SOMBRA DE BILL CLINTON RESURGE EN LA CAMPAÑA POR LA PRESIDENCIA DE EUA.

INFORME GLOBAL

Por: Jorge López-Portillo Basave.

A unos días de que Joe Biden publique el nombre de quien podría ser la primera mujer Presidenta de los EUA, la vida sexual del Ex Presidente Bill Clinton retoma fuerza al ser señalado como uno de los que recibió “favores” por parte del empresario Jeffrey Epstein acusado de operar una red de tráfico y abusos sexuales contra menores de edad que “atendía” a celebridades que incluyen al Príncipe Andrew de Inglaterra y a muchos políticos, estrellas de Hollywood y deportistas de primera línea. El tristemente celebre modo de operación del “empresario y financiero” era como un “servicio VIP” de explotación sexual de menores.

Jeffrey tenía varias mansiones, pero al parecer su destino favorito para este tipo de “excentricidades” era una casa en las Islas Vírgenes lo que parece una broma de mal gusto. Hasta dicha mansión llegaban sus invitados transportados en aviones privados para evitar a la prensa.

En el 2007 Jeffrey se había declarado culpable por delitos de solicitar prostitución de menores en el estado de Florida, alcanzando una negociación que dio inmunidad a sus cómplices, fue sentenciado con 13 meses de prisión mixta con 12 horas de libertad diaria, lo que parecía un insulto a las víctimas en comparación con los 10 años o prisión de por vida, en caso de que hubiese sido procesado por dichas conductas en un juzgado federal lo que evitó por acuerdos con el representante del Departamento de Justicia de los EUA en Florida bajo la administración Obama, cuando Hillary era Secretaria de Estado. Dicho funcionario de apellido Acosta después fue promovido por el Presidente Trump como Secretario del Trabajo, cargo que fue aprobado por la mayoría de ambos partidos en el Senado de EUA. Acosta renunció al cargo cuando en el 2019 la administración Trump arrestó y presentó cargos en contra Epstein en la ciudad de NY. Un par de meses después Jeffrey se habría “suicidado” en su celda.

Ghiseline Maxwell colega de Jeffrey, fue arrestada recientemente acusada por complicidad en las conductas de su amigo; las medidas de protección se han incrementado para evitar un suicidio o cualquier otro daño, se dice que en su casa encontraron videos de al menos 2 “altos políticos” teniendo sexo con menores de edad y multitud de fotografías y nombres de personajes muy influyentes involucrados en dicha red de explotación sexual de menores.

De inmediato se disparó la imaginación y se apostó que los dos personajes del video serían Clinton y Trump o tal vez algún foráneo como el “Presidente extranjero de habla hispana y pelo negro” que señaló una de las denunciantes. También se dice que en la lista de “clientes y amigos” estarían dignatarios europeos y de Oriente, veremos si algún día se sabe quiénes gozaban de los “oficios” del empresario y de su compañera y confidente, quienes ponían a menores de edad en sus manos para orgias en las que ellos mismos habrían participado en múltiples ocasiones según las denunciantes.

La información de las “visitas” del ex Presidente Clinton a la mansión de Jeffrey se sabía desde el 2011, pero había sido mantenida en silencio por orden de un Juez durante la administración pasada y ahora fueron hechas públicas por estar relacionadas con el nuevo juicio que se sigue a la Sra. Maxwell quien también fue asistente del magnate ahora fallecido y supuestamente coparticipe en los abusos sexuales cometidos en contra de jovencitas durante casi 3 décadas. Los documentos se hicieron públicos el fin de semana pasado, otro tanto se conocerían esta semana, pero un Tribunal de Circuito puso una demora temporal a dichas publicaciones ante la solicitud de la acusada quien dijo que publicar las declaraciones que ella hizo ante un juez durante otro juicio del 2016 “causarían daño irreparable a ella y a las personas ahí mencionadas”.

“Yo invierto en gente, ya sea en política o en ciencias” decía el abusador Epstein. Virginia Roberts Giuffre ha declarado que vio a Bill Clinton en la Isla de Jeffrey con dos menores, María Farmer otra de las testigos que ha declarado en contra de los millonarios ahora caídos en desgracia, quienes además erran integrantes de la “alta sociedad mundial”, declaró que presenció en múltiples ocasiones, cómo la Sra. Maxwell solicitaba el teléfono de jovencitas para después llevarlas a la casa de Jeffrey a “audiciones”.

Según las investigaciones, el grupo de Epstein prometía a las jovencitas menores de edad, audiciones con personas del espectáculo a cambio de tenerlas a su disposición como masajistas eróticas o compañeras de viaje.

Las operaciones financieras del pedófilo y de su presunta cómplice Ghiseline Maxwell, le permitían estar cerca de los hombres y mujeres más ricos y poderosos del mundo, incluida Leslie Wexner, directora de la corporación que es dueña de “Victoria´s Secret” & “Bath and Body Works”, grupo que ya habían sido acusado de tráfico sexual en relación con la empresa de modelos MC2 radicada en NY, cuyo director Jean-Luc Brunel también fue procesado por “proporcionar” servicios sexuales de modelos a sus clientes VIP entre los que se encontraba Epstein, quien decía a las jovencitas que él era parte del equipo de reclutadores de modelos para dicha empresa de lencería y muchas otras compañías del espectáculo internacional.

La relación o extraña admiración del Epstein por Bill Clinton, lo llevó a adquirir una pintura al oleo, que presenta al Ex Presidente con un vestido de mujer color azul, con zapatos de tacón rojos y sentado en la Oficina Oval de la Casa Blanca. El cuadro se encontraba a la entrada de la mansión de 2 mil metros cuadrados, propiedad de Epstein en Manhattan.

El cuadro es una sátira sobre el caso de Mónica Lewinsky en contra del mandatario de los EUA.

Jeffrey Epstein era multimillonario con avión privado e incluso una isla privada, pero no se sabe bien a bien el origen de su fortuna. Lo que se sabe es que Bill uso muchas veces el avión privado del financiero.

EL EFECTO CLINTON EN LA ELECCIÓN DEL 2020 Y EL SILENCIO DEL #METOO

Según la mayoría de las encuestas de opinión, Joe Biden goza de una cómoda ventaja en la carrera por obtener la Presidencia de los EUA en las elecciones de Noviembre. Esta semana se conocerá el nombre de quien lo acompañara como compañera y candidata a la Vice Presidencia de los EUA. La salud de Joe se ha cuestionado de forma reiterada y se dice que quien sea su compañera de campaña “debe estar preparada para ser Presidenta desde el 1er día”.

Ayudado por las pifias de Trump en Twitter y con la justificación del COVID19 que impone una “distancia social”, el candidato demócrata se mantiene con bajo perfil y con muy pocas entrevistas y reuniones públicas, siempre leyendo, evitando platicas sin guion, lo que ha elevado las sospechas sobre su estado mental, ya que casi en cada entrevista e incluso en sus saludos confunde lugares, nombres, datos y personas.

Biden también tiene antecedentes de amistad muy cercana con abusadores sexuales como Harvey Weinstein –hoy encarcelado- y con líderes del “Ku Klux Klan” como Robert Byrd a quien Joe llamó “amigo, guía, maestro y jefe” durante más de 30 años en los que fueron compañeros Senadores de EUA, pero todo esto se deja de lado ante la unidad del Partido Demócrata por sacar a Trump de la Casa Blanca.

La compañera de fórmula de Joe Biden será vital para transmitir seguridad a los electores que podrían votar sin escuchar al candidato de más de 70 años de edad, en un debate o acudir a un mitin político, lo que no ha sucedido en la historia del mundo desde que se inventó la radio. Como lo escribí es este espacio, los grupos defensores de las mujeres y de los afroamericanos parecen darle un pase a Joe con tal de poder conseguir candidatura a la Vice Presidencia con un candidato que ya parece estar cansado, lo que dejaría a su compañera en una posición inmejorable para ser la primera mujer Vice Presidenta y claro Presidenta en dicho país. “El fin justifica los medios”. ¿Será?

Las bases del Partido Republicano están muy unidas y motivadas a favor del constructor Neoyorquino, pero sus dirigentes están divididos entre los que quieren ganar la elección o los que quieren recuperar el Partido de las manos de Trump, aunque esto les cueste negociar con los Demócratas y entregar el poder en enero del 2021.

Los Demócratas esperan una victoria colosal, que les regrese la Casa Blanca y el control de las dos cámaras del congreso de los EUA, desde donde han prometido aumentar el número de ministros de la Suprema Corte para lograr una mayoría liberal, seguro médico de cobertura universal para todos los habitantes del país, la eliminación del 100% de los combustibles y energéticos fósiles para el 2035 y tal vez hasta modificar el himno y la bandera de los EUA para eliminar rastros de racismo, lo que es muy popular entre las juventudes de izquierda y milenials de ese país. Parece que la conducción de la campaña estará en manos del equipo de Obama experto en medios electrónicos y la plataforma electoral estará en sintonía con los postulados y promesas de sus compañeros de partido contra los que compitió en el proceso de selección interna del partido Demócrata.

El lado difícil es que para lograr esos objetivos deberán aumentar los impuestos de la clase media y clase alta, propuesta que no es nada popular. Esta semana veremos quién es su compañera y el peso de Obama en dicha decisión. Se dice que los Demócratas quieren que los americanos voten por correo anticipado para evitar que errores de Biden o aciertos de Trump cambien los números de las preferencias, a lo que los republicanos se oponen sabedores de que su candidato necesita todo el tiempo que sea posible para controlar el COVID19 y recuperar un poco la economía, en particular la percepción de la gente antes del día 3 de noviembre.

Trump parece estar auto-saboteando su campaña pero los Demócratas, parce que se están yendo a los extremos que podrían balancear los errores del republicano. Hace 4 años se decía que Hillary ganaría y nadie sospechaba que los Republicanos arrasarían las dos cámaras y la Casa Blanca, por lo que esta vez Obama no dejará nada al azar y constantemente aparece en comerciales y eventos criticando a la actual administración más que apoyando a Biden. Todo parece indicar que la candidata será una mujer de color para si lograr mantener el apoyo mayoritario de las mujeres y de los afroamericanos.

*
Las opiniones expresadas de las y los “columnistas” son de exclusiva responsabilidad de sus autorxs y no necesariamente reflejan los puntos de vista de BillieParkerNoticias.com LAS PROTAGONISTAS

!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube
!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube
!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube
!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube